Inicio Actualidad ”Descosidas” un proyecto que invita a las mujeres a redescubrirse y evaluar nuevos hábitos

”Descosidas” un proyecto que invita a las mujeres a redescubrirse y evaluar nuevos hábitos

0
”Descosidas” un proyecto que invita a las mujeres a redescubrirse y evaluar nuevos hábitos
Mariana Rossato se dio cuenta de muchos problemas alrededor de los ciclos menstruales de las mujeres, tales como los productos poco saludables que encuentran en el mercado tradicionalmente y la cantidad de basura que se genera en el ambiente al no tener otras opciones. Esto la llevó a emprender ”Descosidas” un proyecto que invita a las mujeres a redescubrirse y animarlas a probar nuevas alternativas en pro de ellas mismas y el medio ambiente.

¿Cuál es tu historia como emprendedora?

Soy Mariana y que desde descubri el arte de emprender he encontrado un mundo maravilloso, con cada paso y con cada equivocación uno aprende y gana experiencia. Muchas veces uno comienza a emprender sin tener los conocimientos necesarios, allí es donde nos equivocamos e incluso perdemos la motivación a raíz de estos errores de principiantes, el hecho de tener un poco más de experiencia no nos libra de cometer equivocaciones, pero si nos ayuda a entender que estos son parte de aprendizaje.
He iniciado muchos emprendimientos desde que llegué a la ciudad del Cusco, desde delivery de bebidas 24hs, venta de comidas, creación de mermeladas pero en muchos de estos y a raíz de la inexperiencia iba perdiendo la motivación.
Un dia surgio DESCOSIDAS y mi mirada hacia el emprendimiento cambio y se convirtió en mi aliado, es un camino que requiere mucha dedicación pero los esfuerzos son bien recompensados ya que me hace muy feliz poder ayudar a más mujeres a descubrir un nuevo mundo en su ciclicidad y en su ser mujer.
¿Cómo empieza esta iniciativa y desde cuándo?
DESCOSIDAS comienza en el año 2017 porque puntualmente me molestaban las toallitas higiénicas convencionales, estas que compramos en todos lados y que nos venden como buenas y saludables, sentía que ya no quería utilizarlas entonces al llegar a mi casa solo me colocaba pañitos y me daba cuenta que me sentia muy comoda con ellos, pero que necesitaba perfeccionarlos para que me permitieran hacer mi vida cotidiana sin preocuparme por incomodidades.
A partir de esta iniciativa comencé a comprender muchas de las problemáticas de la industria que nos vende una menstruación llena de tabúes y de químicos dañinos para nuestro cuerpo y el planeta.
¿Cuál fue el proceso para tangibilizar esta idea?
La idea se empieza a hacer posible junto con una amiga con la que comenzamos a ver tutoriales de como hacer una toallita de tela que se adecuara bien a la ropa interior, hicimos los patrones, adquirimos una máquina de costura, telas y broches y ¡a coser! Claro hubo muchas pruebas hasta que logramos una toallita con la que estamos muy conformes y cumple todas las funciones, además es suave y eco amigable.
Un amigo diseñador nos ayudó con la línea gráfica y a plasmar  el mensaje que queríamos transmitir: Somos eco-amigables, hablamos de la menstruación sin tabúes pero con respeto y vamos aprendiendo dia a dia a reconectarnos con nosotras mismas desde lo más íntimo.”
¿Quiénes se benefician? ¿Cómo pueden incluirse? 
Hay dos principales beneficiarios de este proyecto: Por un lado las mujeres, ya que el hecho de utilizar una alternativa ecológica para la menstruación nos hace dar cuenta que nuestra sangre no es mala, que nuestros ciclos comienzan a ser menos abundantes y menos dolorosos ya que no estamos en contacto directo con los químicos mes a mes.
Es importante saber que nuestra vagina tiene una piel muy absorbente y es una zona muy sensible, claro mucho más en el caso de tampones ya que van dentro y hay más riesgo. Lo naturalizamos porque es lo que nos han enseñado desde siempre, al menos en nuestra generación y creemos que es normal que duela, creemos que es normal tener infecciones en periodos cortos y demás.
También hemos notado que usar tela es más suave en contacto con la piel, sabemos cómo las lavamos, con qué productos y el cuidado que le damos a cada una  ya que son una prenda interior. Así mismo, nos beneficia económicamente ya que el gasto se hace una sola vez por un periodo largo de tiempo y no todos los meses.
El otro gran beneficiado es nuestro planeta ya que contribuimos a la reducción de los desechos higiénicos. Una mujer utiliza a los largo de su vida menstrual, que son en una media de 27 años, un total de 6.500 productos para la menstruación, al ser productos plásticos no desaparecen de la tierra solo se transforman en partículas muy pequeñitas que contribuyen al calentamiento global. Cabe recalcar también que su proceso de fabricación es sumamente contaminante.
Las toallitas de tela tienen una durabilidad de 3 a 4 años o dependiendo la rotación que se les de o cuantas se tenga pueden incluso durar más y son de tela de algodón.
¿Cómo está enmarcado este proyecto en tus sueños?
Me encantaría que cada vez sean más las mujeres conectadas con su ciclo menstrual, éste es parte de nuestro ser y debemos darle la importancia que merece, gracias a él venimos a este mundo, somos creadoras de vida, de ideas de proyectos.
Me parece fundamental comenzar el camino del autocuidado y el autoconocimiento sobre nuestro ciclo menstrual y nuestros úteros, debemos aprender a mirarnos amorosamente y a cuidarnos desde los más íntimo.
¿Cuál es la proyección con esta iniciativa?
Nos proyectamos a todas las alternativas ecológicas para el cuidado de nuestros cuerpos, en principio las toallitas de tela, tambien tenemos protectores mamarios para mujeres en etapa de lactancia, tenemos en nuestro catálogo desmaquillantes de tela suaves para cuidar nuestro rostro. Estamos en camino a incluir copas menstruales y libros sobre autocuidado y menstruación consciente.
Al momento hacemos entregas a todo Perú a través de OLVA COURIER. Hay tiendas que tienen el producto aquí en Cusco como GreenStop en Carmen Alto en San Blas, Wasicletas Eco Market en Calle San Andres y además está comenzando a crearse una linda cadena de mujeres  que también las comercializan por su cuenta ya que es una fuente de ingresos extras y eso también me hace entender que es otra forma de ayudarnos entre nosotras. Nosotras siempre dispuestas a aceptar a quienes se quieran unir a este proyecto.
Estoy contactando a tiendas en otras zonas de Perú como Trujillo y Arequipa para que puedan tener el producto también en sus tiendas y así llegar a más mujeres.
¿Donden conectarse todos los interesados?
A través de las redes sociales como Instagram y Facebook. Así mismo los teléfonos: 966 732 583 tanto para Whatsapp como llamadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Malcare WordPress Security